El mito

Cuestión de fascinar

27 octubre , 2012

Ustedes deben ser conscientes de que los creadores de “Robben es mejor que Messi” llevan un par de años en campaña para evitar que el Balón de Oro vuelva a recaer en La Masia. Para ello han sugerido los nombres de Cristiano Ronaldo y Casillas, en algún momento hasta parecía que iban a apostar por Ramos y no hay duda de que no tendrían inconveniente en pedir ese galardón para Plisetskayas como Arbeloa o el Sabi Bueno.

Ahora que parece que Casillas ha incurrido en el delito de cuestionar a Mourinho, Cristiano vuelve a ser el ariete de la formidable campaña publicitaria procedente de Valdebebas. Ronaldo, máquina de golear, difícilmente puede aspirar a ese premio, aunque se empeñe en obviar que coincidió en el tiempo con un prodigio llamado Leo.

Cristiano tiene a favor a los matemáticos del Reino, que porfían para encontrar estadísticas en que esté por encima de Messi. No es labor fácil, pero atención, las hay: “Cristiano marcó más goles al primer toque entre el minuto 20 y el 23”. “Cristiano marca más absominales”. “Las piernas de la novia de Cristiano aventajan en palmo y medio a las de la señorita Messi”. Y así.

La realidad es cruda e indica que Cristiano suma menos títulos que Albiol este año y que está una quincena de goles por debajo de Messi en lo que va de 2012. A ese dato hay que añadir -la florentinada se obstina en omitirlo- el de las asistencias de gol. Los recuentos varían y no es fiable dar una cifra absoluta, pero retengan un dato aplastante: por cada pase de gol que da el portugués, La Bestia suma entre tres y cuatro.

Pero todo eso no importa demasiado. El Balón de Oro es algo más sencillo que todos esos números. Debería reconocer la fascinación que ejerce un jugador, su carisma, su capacidad para abrirnos la boca y alejarnos de la realidad, para sacar de nosotros al niño que fuimos. Pregúntenle al señor que ilustra esta entrada. Pregúntenle al bueno de Nicolás Yegros cómo lo hizo para poner cara de primera comunión en esta foto. La respuesta vale más que cualquier recuento algebraico, más que cualquier votación. La respuesta es el fútbol.

8 Comentarios

  1. Albert Martín Vidal

    27 octubre, 2012 at 15:47

    ¿Piqué, Sex, Villa y Alves?

    Muy de Guardiola. (Y ojo, muy de Tito si resulta que recupera a alguno sin que le destrocen el vestuario).

  2. Five Fingers

    27 octubre, 2012 at 18:55

    Tranquils.. El Messies està del nostre costat i com deia Isaïes 11, 1-10 El Messies farà justícia als més dèbils.

  3. Albert Martín Vidal

    28 octubre, 2012 at 8:01

    Amén!

    PD. Entenc que a aquestes alçades he d’assumir que no funciona l’enquesta. Mea culpa.

  4. Marc

    28 octubre, 2012 at 12:11

    Sembla que Messi ha decidit que tots els xuts des de la frontal aniran a l’escaire. Pobre Casillas, pobre Cristiano, pobre Pelé.

  5. Anonymous

    28 octubre, 2012 at 15:51

    Cesc lleva más asistencias que Messi.

  6. Albert Martín Vidal

    29 octubre, 2012 at 11:44

    Lo de Sex es asombroso sí. Y lo del Mallorca… ¡Habría perdido tanto dinero, pero tanto! Culpa mía por no recordar el ‘Factor Fontàs’.

  7. Albert Martín Vidal

    29 octubre, 2012 at 12:44

    Qué grande Caparrós, por Dios, en su zasca al Cejas:

    “El Balón de oro es la suma de muchos valores y luego no puede extrañar que a uno no se lo den”.

    Y muy fan de mini CR Ceja:

    “Jesé fue expulsado por propinar una patada desde el suelo a Gregory tras tener un encontronazo con el defensa. Para empeorar la situación, cuando se iba hacia el vestuario escupió a un rival.”

  8. Pingback: El cártel y el fútbol - La caverna azulgrana