Golazos

El abrazo universal

20 junio , 2014

Puede que sea la imagen futbolística del año. Luis Suárez, 81 kilos de puro acero, 27 años de absoluta uruguayidad, revienta el balón y las redes y esprinta a celebrarlo a la esquina. Para cuando llega a su destino, el mayor ganador del planeta fútbol -y por ende el más frustrado de cuantos practican este deporte- está llorando. Es el cuarto futbolista a lo largo de la competición cuyas lágrimas asoman sin haber ganado nada todavía. Pero de todos, su llanto es el más escalofriante, el más futbolero.

No hace ni una semana llegaban imágenes de Luis Suárez apurando su recuperación. Se le veía trotando en solitario, muy lejos de poder jugar un partido serio, a semanas de recuperar el punto físico en que uno está explosivo. Aún probaba la estabilidad de su rodilla, que había sido víctima de la demencia sin límites de la Premier. Curar el cuerpo lesionado es uno de los mayores dramas del futbolista, que no está acostumbrado a mirarse a las propias piernas con esa mezcla de incomprensión y odio. Recuperarse lo antes posible es a menudo un asunto doloroso e imprudente; hacerlo antes de un Mundial, con lo que eso significa, no puede ser sino una agonía de 24 horas diarias todos los días de la semana.

A Suárez, 181 centímetros de barbarie futbolística, le habíamos visto hasta ahora morder, golear, pegar, asistir y de vez en cuando, ganar -suma tan sólo seis títulos menores y una Copa América, poca cosa para su hambre de siglos-. También le habíamos visto llorar hace poco de pura frustración, cuando el Liverpool tiró la Liga en un cuarto de hora fatídico. Recuerden aquellas imágenes, deténganse en sus rodillas, sus golpes, vean qué futbolista

Sin embargo aún no habíamos presenciado el espectáculo sobrecogedor de ver a Luis Suárez llorar de felicidad, y por eso, anoche, todos fuimos Suárez. En todos los rincones del planeta hubo gente a quien la Celeste le da igual que gritó enloquecida y se desplomó en un rincón de su salón para acompañar al nueve de Uruguay en su alarido, en su reconciliación consigo mismo.

Los futboleros, en efecto, son capaces de volcar la empatía más absoluta con héroes lejanos, del mismo modo que puede desencadenar la inquina colectiva contra los malvados universales de este deporte. Así ocurrió con el espasmo de felicidad que recorrió el mundo tras la roja a Pepe, con la repugnancia planetaria hacia el torso de Cristiano en la final de Lisboa, con el habitual rapto de locura violenta de Ramos en la derrota de España ante Chile. Suárez también pega y muerde y vendería a su madre por ganar, pero Suárez sirve al fútbol con una honestidad de la que los apóstoles del mourinhismo carecen. La Banda, ya lo saben, disfruta de la adhesión infinita de los acólitos de su secta y no necesita más. Pero La Banda, lógicamente, jamás disfrutará del privilegio único que vivió ayer un ariete uruguayo:  el de recibir un abrazo universal.

18 Comentarios

  1. admin

    20 junio, 2014 at 16:27

    Ustedes, que son malos, se preguntarán qué cojones diré si el Tito Flo ficha a este monumento futbolero. Me joderé, como me jodí con Bale, http://lacavernaazulgrana.com/la-yegua/, y procederé a insultarle con algo de desgana y envidia absoluta.

    PD. Hace meses que en este agujero predecimos que estábamos ante los últimos días de Xavi en azulgrana. Tendrá su despedida, cómo no y lloraremos largo y tendido. Ya mismo empiezan las necrológicas. Pero de momento, espera el mar.

  2. admin

    20 junio, 2014 at 16:35

    Perdonen que insista en el estremecimiento: el tío lo había soñado.

    http://www.youtube.com/watch?v=Bl2wOnklyhQ

  3. Nuñito de la Calzada

    20 junio, 2014 at 22:56

    Impacients per les necrològiques. Per cert, el moment per a fitxar L. Suárez, que seria la sang i l’instintbdepredador que ens falta, va ser en l’Ajax. Diuen que el Mite no va voler perquè son germà n’era el mànager i es podria criticar. Jo pense més que va ser falta de vista, perquè el Mite secretari tècnic no és igual que el Mite entrenador…

  4. rodaballo

    21 junio, 2014 at 11:33

    Éste es del grupo de los 80 mil cuñados que te dicen: “ves? esto ya lo decía yo que iba a pasar”.

    Por cierto, administrador, buenísima entrada. Pero lo de Suárez en la Banda es cierto? serán capaces? me sorprendería.

    • gonzny

      22 junio, 2014 at 8:19

      ¿Quién es “Este”?

      • Rodaballo

        22 junio, 2014 at 23:04

        Me refería a Relaño.

        Siento fascinación desde hace tiempo por la gente que suele incluir entre sus frases habituales un “ya te lo decía yo”, etc

  5. marc

    21 junio, 2014 at 12:51

    L’únic home a la terra pel que no em sabria greu que Alexis marxés del club. Alexis més 35 kilos per aquest animal em sembla un preu raonable. Però suposo que és demanar massa.

  6. Nuñito de la Calzada

    24 junio, 2014 at 10:23

    Benvolgut amo cavernari, té vostè idea si el que es rumoreja de nou sobre Messi i el PSG és cert? Ens hem d’alarmar?

    • Joan De La Cosa

      26 junio, 2014 at 10:29

      A mi el que em preocupa és que el gran mundial que està fent O’Ney pugui ennuvolar el pensament d’algun intrèpid president “okupa” i pensi que ja no fa falta la Bèstia i que ja el podem vendre i fer calerons per finançar el projecte faraònic que la majoria dels socis van aprovar.

  7. Nuñito de la Calzada

    24 junio, 2014 at 10:27

    Sé que sabreu disculpar-me l’origen de la notícia (LD), però ha sigut la referència més truculenta que he trobat sobre el tema. Llàstima que l’interès de Van Gaal no fóra cert: http://m.libertaddigital.com/deportes/futbol/2014/06/23/jordi-alba-a-un-periodista-la-proxima-vez-te-arranco-la-cabeza-1276522133/.

  8. admin

    27 junio, 2014 at 0:10

    Ya lo ven, amigos. Señalamos a un tío y le hundimos. Nos queda La Bestia Parda.

    • Diego

      27 junio, 2014 at 8:50

      Es que no deberías tomarte tan a la ligera tu poder de lanzar maldiciones. Ya hundiste la carrera de Bojan, Montoya, etc. Otra vez, antes de alabar a algún jugador, piénsalo dos veces anda, que como dicen en Spiderman: un gran poder conlleva una gran responsabilidad.

  9. collo

    27 junio, 2014 at 8:56

    Diego,

    te olvidas a grandes como a Hagi y a Prosinesky… jajajajaja
    Martín, nuevo post ya… pero quien coño te crees que eres para dejarnos tan huérfanos?!

  10. admin

    27 junio, 2014 at 14:38

    Mi Top-1 será siempre Geovanni Deiberson. Insuperable mi predicción de que ganaría el Balón de Oro.

    PD. No me lloren: son tiempos duros pero ya mismo cojo carrerilla y me pongo.

  11. Rodaballo

    27 junio, 2014 at 21:18

    Lo de Suárez es increíble.
    ¡Nunca había visto pasar de Héroe a Villano y a Víctima en tan poquísimo tiempo!

  12. Pingback: Centuriones (III): El hambre - La caverna azulgrana