Blanco impoluto

Las bolas

24 Abril , 2015

El amigo Infantino vuelve hoy a escena y lo hace sin tener a Chendo ni Hierro sacando bolas. En este momento de sacar pecho por nuestro regreso a las semifinales, de decir que hemos vuelto y que seguimos siendo el equipo de La Bestia Parda, pero con hambre renovada, justo cuando podemos presumir de habernos convertido en el mejor insecticida de Europa, mire usted, nos embarga el rencor. Y no por victimismo: a cierta gente, cuando se le puede dar una hostia hay que darle una hostia.

Este deporte brutal cimienta su leyenda sobre el azar, las injusticias y la corruptela, basta ver la historia de los Mundiales. No hay problema alguno con ello. Pero hay que emplazar a La Banda en una de estas etiquetas. Y oiga, es bello investigar. Nos remontamos un lustro y hurgamos, ojo peligro, periodismo de datos: la Wikipedia nos ampara. Echemos un vistazo y reprimamos, un ratito solamente, el exabrupto: desde 2009, los sorteos nos han deparado el City (dos veces), el Milan (otras dos), el Arsenal (dos), el PSG (dos), el Atleti, el Leverkusen, el Shakhtar y el Stuttgart. Por comparar, veamos si a La Banda le fue igual: Olympique de Lyon (2), Schalke (2), Tottenham, CSKA, Apoel, United, Galatasaray, Dortmund, Atleti y Bayern.

Semejante lista nos dispara la furia porque siempre evitan al bueno, pero calma, sigamos cavando, filem prim. Goita: las alegres bolas de los sorteos en este lustro con el Tito Flo a toda potencia han dictaminado lo siguiente: desde la 2009-2010, el Madrid solamente ha quedado emparejado tres veces con equipos que acabaron ganando la Liga esa temporada. Fueron el United y el temible Galatasaray de la 2012-13 y el Bayern de 2014. Ni siquiera el Apoel de Nicosia fue el mejor de su isla cuando se vio con La Banda. Por comparar: en el mismo periodo de tiempo, los de azulgrana hemos jugado contra cinco campeones ligueros: Shakhtar (2011), PSG (2013), City y Atleti (2014), Bayern (2015) e igual podemos sumar al PSG.

Si vamos a la cosa deep, siguen los hallazgos: de sus doce rivales, en el mejor torneo del mundo, insistamos, La Banda se ha visto emparejada por las bolitas contra seis equipos que no ganaron nada esa temporada. Y ojo, tres de entre los que levantaron metal (Apoel 2012, Borussia 2014 y Atleti 2015) se alzaron con la triste Supercopa y ya.

Podemos ya cerrar la Wikipedia y proceder a lo que hemos estado insinuando: la amenaza, ojos en blanco y oscuras murmuraciones. Quiera Dios y quieran los astros que a La Banda no le toque la Juve. Quiera Dios que al Averno vaya un equipo serio, competitivo y cuajado. Nos falta esto para sumarnos a la cosa conspirativa de las bolas calientes y la mano de cerdo de Figo y cia. Nos falta esto para ponernos a explicar que era cosa de tiempo que Blatter y Florentino, sus trayectorias les avalan, acabaran por encontrarse.

5 Comentarios

  1. admin

    24 Abril, 2015 at 5:39

    No sufran, que no mutaremos la Caverna en un espacio para Mister Chips de la vida. Pero ya saben: los caminos del odio son inescrutables.

  2. Joan De La Cosa

    24 Abril, 2015 at 11:48

    Per desgràcia nostra, la innocent mà de Karl Heinz Riedle, li dona a La Banda una altra alegria….sic !!!

    En Meigas non creo pero…

  3. Desde los madriles

    24 Abril, 2015 at 13:16

    Bueno, eran habas contadas… y nos ha tocado la negra. Again.

    Esperemos que el haba viguesa cumpla con su cometido este fin de semana.

  4. Torpedo

    24 Abril, 2015 at 13:19

    En su paranoia victimista se ha olvidado decir que al Madrid le tocó el año pasado un tal Bayern además de solo contar una vez al Dortmund. Sigan llorando

  5. marc

    25 Abril, 2015 at 14:25

    Començo la campanya per canviar el nom de La Banda per La Potra.