Bajas pasiones

  • Balones con forma de tibia (VII): Ren Hang

    Los fans de los vídeos caseros de niños japoneses pegándose galletas y del inmortal Humor Amarillo están de enhorabuena. Tenía que ocurrir. Esa superpotencia del politramautismo llamada Asia ha descubierto esta sección....

  • Cuento de Navidad

    Son días de amor y concordia y les quiero hablar de dos jóvenes, Sandro Wieser y Gilles Yapi-Yapo, que se enfrentaron en un terreno de juego en Suiza hace unas semanas....

  • Violentos

    El fútbol ha revisitado esta semana algunos conceptos que siempre han estado ahí pero que habitualmente tienen a bien mantenerse en un ruidoso segundo plano. Ya saben: barras de acero, cadenas,...

  • Alves, Maicon y las espaldas que lo sufrieron

    Sabemos que los futbolistas muerden y a veces se pegan, que tienden a insultarse y a menudo se entregan a fanatismos medievales; que pisan, que escupen y dan codazos con admirable...

  • Los rencorosos

    Goya, Van Gogh, Baudelaire o Nietzsche habrían conformado una curiosa delantera de genios. Peleados con el mundo y perseguidos por sus propios fantasmas, su genio creador procedía de algún oscuro lugar....

  • El carrusel del odio eterno

    “Yessir, Your Honour, I did, I wanted to kill the sonofabitch and still do”.  On the road, Jack Kerouac En algún rincón del cosmos se desarrolla un bucle en que Muhammad...

  • El masoca

    Los albores de un crack suelen ser un prolongado idilio en que cada nuevo gesto nos llena de felicidad. Pero en el inicio de nuestro romance con Neymar no ha habido...

  • De futbolistas y obispos

    Como saben, el fútbol es por definición un juego que enfrenta a mamíferos bípedos y donde se derrocha más testosterona que sudor. No hace falta ver jugar a Uruguay o a...

  • Adiós al Mal

        “Una fanática y abigarrada banda de fracasados decididos a hacerse ricos de repente y que, para ello, están dispuestos a cometer cualquier acto de violencia y cualquier delito”. Stefan...

  • El sorteo

    Es bien sabido que el fútbol es una maravillosa escuela de  blasfemias. Muchos aprendieron a renegar en su día viendo a la Quinta del Buitre, como otros lo han hecho en...

« Página anteriorPágina siguiente »