Los nuestros

  • Las notas (y III). Monoteísmo

    Hubo un tiempo en que jugaba con Ronaldinho y Eto’o. Su equipo nunca llegó más alto que con Villa y Pedro. Pero con Suárez y Neymar completó el que es el...

  • Las notas (II). Profanación

    -Sí, oiga, disculpe, es que hay un zurullo en mi sopa. Y el solicito Ernesto se acerca con rápidos pasos cortos y su sempiterno gesto de preocupación, a ofrecer consternadas disculpas....

  • Las notas (I). ERE defensivo

    Nuestros amigos los defensas. Estaba siendo un año primoroso, todo iba bien, había actitud y concentración y el equipo encajaba poquísimo. Iba todo tan jodidamente bien que en enero se largó...

  • El perdón de Dios

    -Pero hombre, jamás había escuchado nada igual. Tenéis el demonio en el cuerpo. Entonces el rostro de Händel se oscureció. También él estaba asustado ante la obra y la gracia que...

  • Negros SA (II): Un tío con dos penes

    Cuenta la leyenda que aquel jugador de ligas miserables, aquel simple aficionado que para más inri era portero, se ganó un lugar en la memoria de los que compartieron vestuario con...

  • La nostalgia del bueno

    Llega Coutinho y se nos saltan los lagrimones, diríamos que abultamos muy mucho. Han sido tres detalles, un cañito, un par de disparos sin premio, varios pases superando líneas. Poquísimos fallos...

  • Adiosito

    Uno pensó que nunca podría escribir estas felices líneas. Pero no hay mal que cien años dure y a fin de cuentas también hubo un día en que se largaron Barjuan...

  • Negros, SA (I)

    Ustedes han estado ahí. Primero de año, resaca monstruosa y en la puta tele, a todo volumen, el 40% del PIB europeo aplaude a una orquesta. No puede resultar más elegante,...

  • Último tren

    En aquel colegio de curas corría una curiosa leyenda. Se decía que uno de sus más prestigiosos, encumbrados y temidos miembros se había especializado en la luctuosa lid de oficiar los funerales de...

  • Se va

    Se va de uno siempre, de dos a menudo, de tres sin que sea excepcional, y de cuatro y de cinco cuando le da por ahí. El nivel de Neymar es...

Página siguiente »